sábado, 24 de octubre de 2009

CHORIS, CHORIZOS Y CHORICETES

Es lamentable que, coincidiendo con estos trágicos momentos de nuestra economía, tengamos que enterarnos de una larga ristra de episodios de corrupción.

Al paso que vamos, la imagen de España, vía satélite, podría acabar siendo esta:


Y la foto de pasaporte del pobre Mariano Rajoy podría ser esta:


Y hablando de pasaportes... A Félix Millet, debido al escandaloso caso del Palau de la Música, la Justicia se ha limitado, por el momento, tan solo a retirarselo.


Ese hombre "ejemplar" y con cara de buena persona es un conocido personaje de la alta burguesía catalana.

Pensar que muchos aplaudieron su gestión.


Y que estuvieron a punto de levantar, en su honor, un monumento.


Millet admitía haber trincado "solo" unos 5 millones de euros, aproximadamente.

Pero, según las cuentas, ya vamos por los 20 millones.


Parece que en España, solo van a la cárcel los que roban una cantidad intermedia. Pues ayer leí la noticia de que 17 ladrones, multireincidentes, han sido detenidos 850 veces, en un año, y están en la calle.


Si el hurto no supera los 400 €. se castiga solo con una multa. ¿Y cómo se cobran las multas a unos chorizos insolventes? Este es un país en el que delinquir sale gratis. Los ciudadanos honestos se sienten decepcionados por la Justicia, y están muy preocupados por esa creciente impunidad.


Por suerte algunos acaban entre rejas, como es el caso de Francisco Correa.

Y de algún otro miembro del PP, que están destrozando la imagen de Mariano Rajoy.


Hay chorizos que aseguran que mangando se genera riqueza. ¡Es el colmo!


Yo, paso de ideologías políticas, y estoy del lado de quienes lo hagan mejor para la gran mayoría. Y divido a las personas de este planeta básicamente en dos categorías: los decentes y los indecentes. Ahora el juez Garzón ha destapado nuevos casos de corrupción en el PSC y en CIU. Y Jordi Pujol ha sugerido"que no se tire de la manta". ¡Manda huevos!

Yo, para no deprimirme, intento tomarme la vida con mucho humor. Como hace el genial Forges.



Y soy utópico: Creo que la izquierda y la derecha, en la actual nefasta coyuntura, deberían dejar de pelear e insultarse, y fusionar esfuerzos y programas, por una vez, para sacarnos de la crísis.


De lo contrario seguiremos a la cola de Europa, y nuestros brillantes políticos acabarán en la cola del paro.


O montando un barucho.


Y nuestro Presidente Rodriguez Zapatero no tendrá salida.


Y acabará enviando al traste a todo el PSOE.


Espero que el caso Millet no salpique a otros ilustres catalanes. Y hablando de mi querida Cataluña: Nuestros geniales gobernantes, en vez de dedicar todos sus esfuerzos a salvar la economía catalana, malgastan sus energías, su tiempo y el dinero de nuestros impuestos en banalidades lingüisticas. Y no es este el momento más oportuno.

Está demostrado, estadísticamente, que la gran mayoría de los catalanes no vemos cine en catalán. A pesar de ello, la Generalitat pretende imponer el doblaje al catalán de la mitad de las películas que se exhiban en Cataluña. Y fija multas millonarias a las películas no dobladas. Las productoras están que trinan.

Yo propongo, para el doblaje, un par de títulos acordes con la situación actual.




También le quieren cambiar el nombre al internacionalmente famoso Camino de Santiago, para llamarle "Camí de Sant Jaume". ¿Le gustaría a nuestro ingenioso Tripartito que a la Virgen Moreneta de Montserrat la llamasen: "La Morenita del Monteserrado"?


Pero eso no es todo. El Consell Escolar Catalá ha remitido a la Consellería de Educaçió de la Generalitat una propuesta para cambiar el nombre de la Fiesta de Navidad por "Feste d' Hivern" y las Fiestas de Semana Santa por "Feste de Primavera".

Santa Klaus, muy cabreado, ya se está despojando de su uniforme.


Pues ve que, en Cataluña, le está llegando su triste final.


Y yo sugiero que, cuando llegue la "Feste d'Hivern", al sustituto le hagan su nuevo uniforme en la ciudad de Valencia...


También me preocupa mucho lo que pueda pasarle a la tradicional Mona de Pascua de chocolate.

Esperemos que no tenga que decirnos también ¡Adiós!


Aquí, quien os dice ¡Adiós! soy yo, con este expresivo dibujo. Y con mis mejores deseos de progreso inteligente para Cataluña y el resto de España.



MAQUIAVELO dijo: "El ministro debe morir más rico de buena fama que de bienes".

Fotos via Flickr.

30 comentarios:

Merche Pallarés dijo...

Lo que pasa en este país es esperpéntico pero, claro, siempre los pícaros han tenido muy buena prensa y así nos va. Habría que hacer un cambio drástico: quitarnos de encima a todos estos chorizos, metiéndoles en la cárcel, y reformar la justicia de arriba abajo.
Estupendo lo que has escrito pero, eso de decir "adios" espero que no quiera decir ¡que dejas el blog! Si es eso, por favor NO lo hagas. Me daría una tristeza... Besotes, M.

Anónimo dijo...

Es indignanate, el tema de la justicia en este pais.Una persona como Millet que solo se le ha retenido el pasaporte y no está entre rejas no me cabe en la cabeza.No hablemos de la larga lista de "chorizos"del resto de España,que estaríamos hasta mañana citándolos.
Te felicito por todas estas fotos que has colocado en este y otros blogs.¡ Vaya trabajo y cuantas horas delante el ordenador!.
Un abrazo. Tere

Carlos Martorell dijo...

MERCHE: Mi !Adios! era un "Buenos días", pues acabé con este post a las 4 h.de la mañana.
Es, desgraciadamente, utópico, pensar que podemos hacer borrón y cuenta nueva. ¿Á quiénes tenemos de sustitutos? Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

TERE: Cuando a tí te suena el despertador, yo estoy cerrando el ordenador. Esto del Blog me preocupa, no por adictivo, sino porque se ha convertido en una especie de obligación. Como si fuese un encargo de trabajo, al que no puedo fallar.
Un abrazo!

Inma dijo...

Qué bueno este post Carlos. Las fotos tan graciosas como siempre, y el contenido por desgracia la pura realidad. Yo ya no creo en los políticos, de ningún bando. Se cargan la ideología por sus fechorías. Debería existir un sistema distinto para acceder a la política. Ah, y de pena los amigos presuntamente corruptos y casposos del yernísimo Agag, como diría mi madre "tienen menos brillo que una bola de billar mala". PP o PSOE, tanto monta, me quedo en el Centro, como Ortega y Gasset. Saludos.

Merche Pallarés dijo...

¡Ah! menos mal, me habías dado un susto de muerte. ¿Quienes tenemos? Buena pregunta. La verdad es que no sé. Sugerir un dictador benévolo (si es que existen) sería lo ideal para este país, aunque suene a sacrilegio. Pero, seré sincera. Cuando llegué a España en los '60, habiéndome educado en Canada y París, sin traumas ni problemas políticos, España, para mi, bajo Franco era un paraiso--¡y ya no hablemos de Ibiza, un oasis en la España de la época!--porque, seamos realistas, quizá en aquellos años robaban tres o cuatro pero es que ahora roban ¡tropecientos politicastros! En fin... Besotes, M.

Carlos Martorell dijo...

INMA:Y¿QUIÉN HAY EN EL CENTRO?
Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

MERCHE: Esta toda la gente defrauada. Un abrazo.

Beatriz dijo...

Gran post y por desgracia cruel y real! Lo único que van a conseguir, ademas de dejarnos sin un duro, es que el próximo día de elecciones, ni me moleste en levantarme para ir a votar...total qué opciones hay? tenemos que elegir quien es quien nos tiene que terminar de hundir?
Chorizos hay a la izquierda, a la derecha, en el centro y lo que es peor, habrá numerosos chorizos en la recámara esperando su gran oportunidad... y mientras, nos preocupamos por el nombre de una festividad, el doblaje de una película, o los millones que cuesta un jugador... así nos va!

Como dicen por el pueblo de mis padres..."tenemos lo que nos merecemos", je je...porque tampoco es que nos echemos a las calles para exigir a nuestros políticos honestidad, responsabilidad y que cumplan con su obligación!

Un beso y descansa que tienes unos horarios algo intempestivos. Bea

Inma dijo...

Citando textualmente a uno de mis filósofos predilectos, Trías Sagnier, diré que "Ese Centro debe recuperar sentido, pulso, auctoritas. En él se halla lo mejor en ética, en política, en economía. Si Aristóteles resucitase se haría cruces de lo escasamente que se le entiende en ética y en política (a través de su idea genial del justo medio). Desde posiciones asilvestradas, cercanas al extremismo más atroz, se posee una especie de fóbica aversión a cualquier giro hacia el centro...". Hoy no hay nadie que lo represente bien a mi juicio.
Paso de política, siempre digo que no creo en partidos ni en pensamientos únicos y dogmáticos, sólo creo en personas, y con que hagan bien su trabajo me basta.

Ya aprovecho para animarte Carlos con el blog. Yo lo descubrí hace ya unos meses buscando información sobre Palladio y me salió ese post que hiciste sobre su exposición. Este es uno de los pocos sitios de la red donde se respira educación, variedad de temas, respeto y sentido del humor. Leí algo sobre tí cuando me informé sobre quién eras (no lo sabía hasta que descubrí el blog) que me gustó mucho, venía a decir algo así: "Carlos Martorell, persona entre personajes...", me hice una idea rápida de quién escribía con ese savoir faire y buen gusto. Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

BEATRIZ: Sí. Tenemos lo que nos merecemos, pero porque no reaccionamos en contra con contundencia. ¡Y pensar que en los 60 y 70 Barcelona fue la capital vanguardista de España!
Y ahora se ha convertido en una ciudad pueblerina, a pesar de estar llena de grandes posibilidades. Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

INMA: Tu comentario me ha llegado al alma. Muchas gracias y un fuerte abrazo.

FERNANDOG dijo...

Carlos:

Una vez más, felicidades por este post. Ciertamente, una de las cosas que más inquietan en estos momentos, es que la gente brillante y con buena formación evita meterse en política, y el resultado es el de una mediaocridad manifiesta en los gobernantes y aspirantes.
Lo de la justicia es indignante.El código penal actual está pensado a favor del delincuente y en contra del ciudadano decente. Y por último, la gestión económica a mí personalmente, me pone los pelos de punta al comprobar el descontrol del gasto público y la falta de rigor en general.

Insisto, fenomenal post!!.
Un abrazo.

Laura A (ibiza) dijo...

Por los comentarios que aquí aparecen, veo por desgracia que cada vez son menos los que confían en los politicos...si, esos señores que en cuyas manos dejamos nuestro país.
Como bien dice Carlos, hoy día ya no es una cuestión de ideas políticas, sino más bien de honradez y buenos propósitos.
Muy buenas las fotos !, siempre muy acordes a lo que estás contando.
Leer tu blog, se ha convertido en algo cotidiano para nosotros, y en casi una obligación para ti!, Me ha dejado asombrada ver a las horas que terminas !
Un abrazo a todos,

Beatrix dijo...

Tú siempre tan lúcido, Carlos.
Me da mucha pena ver en lo que se está convirtiendo Catalunya por culpa de unos políticos incoherentes,corruptos e insaciables por estar o mantenerse en el poder a costa de lo que sea.Hace años que los políticos están alejados de la realidad social y cultural .El tema de la política lingüistica es una vergüenza,eso no es preservar un idioma es provincianismo y beneficio de unos pocos que están metidos en el ajo.
El caso Millet es la prueba evidente de hasta donde llega la corrupción.No soporto la sonrisa de inmunidad ni los privilegios que tiene ser un chorizo de altas relaciones institucionales.

Carlos Martorell dijo...

BEATRIX: Escribí este post antes de enterarme de otra nueva tanda de detenciones de políticos de CIU, PP y PSOE, por corrupción, malversación y blanqueo de dinero.
Ya lo he dicho mil veces: Empieza a darme verguenza ser Español. Y que ni remotamente se tílde como esta frase de nacionalista. Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

BEATRIX: Perdón, quería decir:
Que ni remotamente se tílde esta frase de nacionalista.
El "como" sobraba.

Anónimo dijo...

A mí también me empieza a dar vergüenza. Sólo hay que ver dos datos, que haya Ministros sin formación alguna pero con buen padrino andaluz de moral intachable y nada corrupto (ejem...) y que nietas de taxistas divorciadas y antaño ateas sean reinas coronadas en ceremonias muy católicas (en nuestro país supuestamente laico...) por don Rouco y demás buenos y coherentes cristianos algún día. Soy republicana convencida y estoy favor de que venga ya la 3ª. Saludos de Inma.

Carlos Martorell dijo...

LAURA: No me queda más remedio que quitar horas de sueño si me pongo con el Blog. Solo buscar las fotos me lleva horas. Un abrazo.

Carlos Martorell dijo...

ANONIMO: Pero firmas Inma. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Carlos no he entendido bien tu último comentario, ¿puede ser referido a que introdujese mi web? a veces no lo hago por ir con más rapidez, nada más. Saludos, Inma.

Carlos Martorell dijo...

ANONIMO: Al encabezar tu texto con "Anónimo" tengo la duda de si eres la misma Inma que comenta siempre, u otra Inma, pues podría perfectamente ser otra persona con ese mismo nombre. Un abrazo.

Inma dijo...

Claro que era yo Carlos. En ciertos temas muchos no "se mojan", bien, no es mi caso. Saludos.

CRISTINA dijo...

He entrado por casualidad y me ha gustado mucho este blog. Totalmente de acuerdo con la opinión de Carlos en el tema de la corrupción y en el de la política lingüística.
Un abrazo desde Reus (Tarragona).

Carlos Martorell dijo...

CRISTINA: Muchas gracias. Me encantará que visites mi blog de vez en cuando. Un abrazo.

Salv@ dijo...

A ver si esto va a ser como la noticia aquella de que en la boqueria hay prostitución, como si fuera algo nuevo jejeje.

Señores ¿de verdad? ahora se enteran de la existencia del trafico de influencias de los politicos?

Carlos Martorell dijo...

SALV: Las crísis, si algo tienen bueno, es que suelen hacer emerger estas chorizadas. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Muy bueno su artículo. Ojalá todos los ladrones acaben en la carcel

en-rHed-ando dijo...

es increible todo esto es del 2009, y sin embargo que actualidad tan rotunda, no salimos de esta grasa, colesterol puro y duro de gobiernos, y da igual unos que otros...me quedo perpleja de tu clarividencia, y de haberte encontrado 3 años mas tarde con escenas tan actuales.
Pobres cerdos acabar en chorizos, cuando son estos chorizos los que son unos cerdos.

Carlos Martorell dijo...

EN-RHED-ANDO: Más vale tarde que nunca. Gracias por encontrarme entre tanto chorizo!